PIDEN INCENTIVOS A JÓVENES EGRESADOS DE CARRERAS AGROPECUARIAS PARA DESARROLLAR PRODUCCIÓN EN PUNO

RCR, 04 de septiembre de 2020.– Roy Ticona Arapa, consultor en temas agropecuarios, dijo que el Gobierno debería incentivar económicamente a los jóvenes egresados de carreras agropecuarias de la región Puno, para que retornen al campo y puedan desarrollar ese sector. Señaló que la agricultura y la ganadería no están recibiendo la suficiente ayuda para industrializar sus productos.  

“El sector agropecuario es importante en Puno por sus características socioeconómicas y la vocación de su gente que combina con el turismo y los servicios, de modo que siguen siendo de subsistencia y no se resuelven los problemas de la tenencia de la tierra y ahora del coronavirus. Acá debemos aprovechar una oportunidad, que se dé incentivo a los jóvenes que egresan de los colegios agropecuarios, institutos y universidades del sector agrario para que puedan retornar al campo”, manifestó.

En declaraciones a Red de Comunicación Regional (RCR), dijo que el tema ganadero ya se inicia la nueva campaña de siembra de forrajes, porque ya hay una danza cantarina de nubosidades y precipitaciones, pero vamos a ver como se desempeña, como se desenvuelve. “Puno se ha convertido en un sector forrajero, lechero, quesero, la producción ovina ha caído un poco, pero continúa. Los camélidos es otro subsector abandonado”, dijo.

“El Minagri dice que la ganadería y la agricultura han crecido, pero hay trabas para acceder a los mercados. Estos trabajos ‘De la chacra a la olla’ son esporádicos, pero las pequeñas ferias ganaderas esperan y muchos han realizado y están intentando dar una mirada después que se ha creado la Dirección General de Ganadería. La mayoría de las ferias están paralizadas, pero hay pequeñas ferias, quizá por la presión social y la necesidad económica, las han realizado, pero la mayoría está paralizada por la pandemia”, afirmó.

Comentó que el virus es el mismo a nivel global, pero los pueblos no somos iguales, porque acá estamos llegando a un escenario conmovedor, con demasiada informalidad. “Séneca dijo una cosa interesante. A un pueblo hambriento no le importa la razón, no le importa la justicia, ni se doblega con plegarias. Me refiero a que a un pueblo hambriento de conocimiento, de salud, alimentación, trabajo y bienestar, no solo es mendicante. En Puno se ha olvidado la atención primaria de la salud, que Manuel Nuñez Butrón (pionero de la atención primaria) lo pragmatizó y que el Gobierno debería tomar”, aseveró.

Señaló que esta crisis social que se está dando en Puno y en el país es conmovedor en lo social y en lo económico y pone de manifiesto todas las desigualdades y debilidades estructurales en el que hemos estado transitando. “Estamos en un escenario de restricciones en recursos, capacidades institucionales. Estamos transitando con una debilidad y precariedad en el sector salud, estos hechos son históricos y lo único que queda es construir una región y un país que sea resiliente y que tenga que poner en prueba todos sus conocimientos”, indicó.  

“Esto involucra la conjunción de una rica experiencia en participación en espacios de concertación de las mesas de la lucha contra la pobreza. No se ha utilizado estas herramientas de participación de parte de las autoridades, de la sociedad civil. Hay una reacción muy eficiente de la empresa privada en algunos sectores, pero en el fondo son gestiones aisladas y con una sociedad civil debilitada y desorientada al extremo que muchos no creen en esta pandemia por supuestas ventajas de Puno por su altitud”, subrayó.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *