Suspenden a la profesora universitaria que fingió ser negra por años en EE.UU.

Desde la Universidad George Washington reconocieron que el caso de Jessica Krug ha causado sufrimiento a alumnos, profesores y personal de la institución.

La profesora estadounidense Jessica Krug, que recientemente confesó haber fingido ser negra por años, cuando en realidad es una mujer blanca, ha sido suspendida de su trabajo en la Universidad George Washington mientras la institución evalúa el caso.

«La Dra. Krug no dará sus clases este semestre», precisó la universidad en un comunicado, al tiempo que señaló que está trabajando para dar una solución a los estudiantes de esas clases que resultaron afectados.

«Queremos reconocer el dolor que esta situación ha causado en nuestra comunidad y reconocer que muchos estudiantes, profesores, personal y exalumnos están sufriendo», agregó Brian Blake, rector de la institución educativa.

Esta semana la activista, escritora y profesora de historia afroamericana Jessica A. Krug, de Kansas City (Misuri, EE.UU.) reveló que durante muchos años ha estado asumiendo identidades negras falsas para construir relaciones con otras personas.

Una profesora universitaria de EE.UU. confiesa que fingió ser negra por años

En algunas ocasiones, fingía ser originaria del norte de África o del Caribe. «A lo largo de mi vida adulta he intentado cada vez más evitar mi infancia como una niña judía de los suburbios de Kansas City, asumiendo varias identidades negras ficticias a las que no tenía derecho», afirmó.

Entre sus múltiples ocupaciones, la mujer se destacó como escritora con libros como ‘Fugitive Modernities’, en el que habla sobre la esclavitud y el colonialismo.

Krug también se hacía llamar Jess la Bombalera en algunos grupos relacionados con el activismo y fue vista participando en encuentros contra la brutalidad policial.

Ola de indignación

La mujer explicó que su farsa está relacionada a una infancia traumática y problemas de salud mental, pero reiteró que eso no la excusa de su comportamiento y mostró un profundo arrepentimiento.

A las pocas horas de hacerse pública la revelación, varios medios se hicieron eco del caso y se desató una ola de reacciones en la Red, en la que muchos que dijeron haber conocido a Krug expresaron su indignación.

La organización de defensa de la diversidad racial RaceBaitr declaró que había eliminado de su página web los trabajos publicados por Krug. «Su farsa la ha llevado a muchos espacios negros sagrados, incluyendo este», señaló el grupo.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *