Ayacucho implementa vivero Bicentenario para producir más de 1 millón de plantas nativas

El gobernador regional de Ayacucho, Carlos Rúa, inauguró el “Vivero al Bicentenario” que producirá más de 1 millón de plantas forestales nativas y plantas de uso medicinal, ejecutado por la Gerencia Regional de Recursos Naturales y Gestión del Medio Ambiente.

Se informó que el objetivo del vivero será fomentar la producción de árboles nativos y reforestar los ecosistemas altoandinos para retener y regular el agua de las lluvias como una medida de adaptación frente al cambio climático.

La autoridad regional afirmó que la puesta en marcha de este vivero coincide con la reactivación económica para superar el impacto del coronavirus (covid-19), con especial énfasis en el cuidado del medio ambiente, siendo la principal fuente de vida el líquido vital.

“Ante esta emergencia sanitaria nuestra región Ayacucho viene reactivándose económicamente de forma paulatina, ya iniciamos con 14 obras de infraestructura, a nivel de la región, el fondo concursable de Procompite que permitirá impulsar la competitividad y afianzar 11 cadenas productivas. Ahora iniciamos con la preservación del medio ambiente y del líquido vital con más de un millón de plantaciones que darán oportunidad laboral a más de 13,000 ayacuchanos”, aseveró.

Carlos Rua resaltó, además, el trabajo del personal de la Gerencia de Recursos Naturales, por impulsar importantes proyectos de preservación en beneficio de la población ayacuchana a fin de seguir preservando el agua a través de las plantaciones de árboles nativos y medicinales que protegerá las cuencas donde se origina el agua.

Para el bicentenario, no solo haremos realidad un millón de plantaciones, sino millones que garantizarán a nuestra pueblo el líquido elemento para la sobrevivencia de nuestra población ayacuchana. Estoy seguro que este proyecto se hará realidad para las 11 provincias, siendo la única forma de conservar el agua” acotó Rua Carbajal.

En su intervención el titular de la Gerencia de Recursos Naturales, William Ayala Hinostroza, indicó que vivimos en una región privilegiada por un medio ambiente rico y variado, pero a su vez es frágil, teniendo la infraestructura natural que funciona como un sistema que nos provee de múltiples servicios ecosistémico, como la regulación hídrica, manteniendo de la biodiversidad, belleza paisajística entre otro.

“Este proyecto que encaminamos para la producción de un millón de plantaciones producirá especies nativas, puesto que el cambio climático está por encima de nosotros. La pandemia del coronavirus y el cambio climático son problemas que afectan a nivel de la región, por ello impulsaremos a superar esas dificultades, además de fomentar el uso de las plantas medicinales para contrarrestar el covid-19”, manifestó.

El funcionario adelantó que las plantas nativas y medicinales serán distribuidas en la parte alta, media y baja de cuenta donde cumplirá el papel de contribuir al subsuelo la cantidad de agua y hacer frente al cambio climático.

“Las plantas de las especies como la queñua, serán distribuidas en la cuenca alta, y para la parte baja especie emblemática, el molle, bastante adaptado al cambio climático. El uso de las plantas medicinales, tenemos que rescatar y aprovechar para una medicina alternativa”, acotó.

Por último, el Gobierno Regional informó que el vivero tiene una proyección de producir más de un millón de plantas nativas con componentes implementados como: zona de preparación almácigos (semilleros), zona de repique, zona de enraizamiento de semillas vegetativas, camas de crecimiento, zona de preparación de sustrato y zona de agostamiento de plántulas.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *