China afirma que a Wuhan solo le quedan DOS pacientes con coronavirus gravemente enfermos, y promete dar $ 30 millones adicionales a la OMS después de que Estados Unidos detuviera sus fondos

China ha anunciado que solo quedan dos pacientes con coronavirus gravemente enfermos en Wuhan, el antiguo epicentro de la pandemia.

La noticia llega cuando otra gran ciudad china con alrededor de 10 millones de personas ha adoptado medidas draconianas de cuarentena para frenar un nuevo brote de COVID-19.

Beijing también prometió enviar $ 30 millones adicionales a la Organización Mundial de la Salud (OMS) después de que Washington dijo que congelaría sus fondos de $ 500 millones a la agencia.

Mi Feng, portavoz del Centro Chino de Prevención y Control de Enfermedades, dijo en una conferencia de prensa hoy que Wuhan sólo tiene ahora dos pacientes con coronavirus en estado crítico.

Pero algunas áreas con grupos de infección han visto un aumento en los casos confirmados’, continuó Mi.

«Necesitamos cortar la fuente de la propagación rápidamente, llenar los vacíos en el control de la epidemia y prevenir firmemente la segunda ola de brotes.

Las observaciones de Mi se producen cuando Harbin, la capital de la provincia de Heilongjiang, en el noreste de China, está lidiando con lo que ahora es el mayor brote de coronavirus del país.

La ciudad de unos 10 millones de habitantes tiene una población similar y la misma importancia política que Wuhan.

El gobierno publicó ayer una directiva para instruir más restricciones a sus residentes, visitantes y tráfico de entrada.

Mi dijo hoy que el número de pacientes activos confirmados en China ha bajado de 1.000 por primera vez.

Más de la mitad de los pacientes que contrajeron el virus en el extranjero se han recuperado, declaró el funcionario.

Más de 82.000 personas en la China continental han sido infectadas con la enfermedad mortal y por lo menos 4.632 pacientes han muerto, según las cifras oficiales de China.

China ha registrado 1.616 «casos importados» del extranjero, incluyendo 793 casos activos y 823 pacientes que se han recuperado.

Un total de 77.207 pacientes con coronavirus han sido dados de alta de los hospitales del país.

La antigua zona cero de la provincia de Hubei ha sido la más afectada por los casos de coronavirus en China, con un total de 68.128 infecciones y 4.512 muertes.

Hay 69 casos confirmados activos en Hubei hasta el día de hoy y 63.547 pacientes se han recuperado de la mortal enfermedad.

Harbin, la capital provincial de Heilongjiang, en el noreste de China, ha estado lidiando con lo que ahora es el mayor brote de coronavirus del país.

El gobierno publicó ayer una directiva para instruir nuevas restricciones a sus residentes, visitantes y tráfico entrante.

Antes de ingresar a las instalaciones públicas y los complejos residenciales, las personas deben usar una aplicación de salud aprobada por el gobierno para demostrar que no tienen el virus, que les tomen la temperatura y que usen una máscara facial, dice el aviso.

Los residentes deben seguir medidas de distanciamiento social. Bodas, funerales, espectáculos públicos y conferencias están prohibidos.

Beijing anunció hoy un extra de $ 30 millones en sus fondos a la OMS.

El portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores, Geng Shuang, dijo que la nueva donación se sumaría a un compromiso previo de $ 20 millones y ayudaría a «fortalecer los sistemas de salud de los países en desarrollo».

Estados Unidos, que es el mayor contribuyente de la OMS, acusó a la organización la semana pasada de «manejar mal» la crisis COVID-19, provocando ira de Beijing mientras ambos países se enfrentan al mortal virus.

Geng agregó que la contribución de China a la agencia de la ONU «refleja el apoyo y la confianza del gobierno y del pueblo chino para la OMS».

Al anunciar la congelación de fondos la semana pasada, el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, acusó a la OMS de encubrir la gravedad del brote de coronavirus en China antes de que se extendiera.

También ha acusado a la OMS de estar «muy centrado en China» a pesar de los grandes fondos de Washington.

Según Trump, los contribuyentes estadounidenses aportaron entre $ 400 millones y $ 500 millones por año a la OMS, mientras que «en contraste, China aporta aproximadamente $ 40 millones al año e incluso menos».

Trump también afirmó que el brote podría haberse contenido con ‘muy poca muerte’ si la OMS hubiera evaluado la situación en China con precisión.

El virus mortal, que se ha cobrado más de 181,000 vidas en todo el mundo, surgió por primera vez en la ciudad china central de Wuhan, que fue cerrada a fines de enero durante 76 días para frenar la propagación.

Sin embargo, continuó su marcha global, con casos reportados en 193 países y territorios hasta la fecha, devastando las economías de todo el mundo.

Beijing instó a Estados Unidos a apoyar la acción internacional dirigida por la OMS contra la pandemia después de que detuviera la financiación, mientras que los observadores advirtieron que la congelación de Estados Unidos tendría consecuencias para los otros programas de control de enfermedades de la OMS en todo el mundo.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *